Menú Principal
19 de junio de 2018

Región de Coquimbo experimenta descenso de un 11,4% en delitos de alta connotación social

La Intendenta Lucía Pinto destacó la cifra, que refleja una baja en ilícitos como robo por sorpresa, robo de objetos de vehículos y robo con fuerza, entre otros.

De acuerdo al último informe estratégico de la Subsecretaría de Prevención del Delito, la Región de Coquimbo experimentó una baja significativa en los ilícitos de mayor connotación social.

Dicho reporte fue entregado a la Intendenta Lucía Pinto por la coordinación regional de seguridad pública durante el comité policial, que se realiza cada lunes en la Intendencia, y que arrojó que entre enero y febrero de este año la zona registró un descenso de 11,4% en los casos (en comparación al mismo período del año pasado).

“Esta disminución en los delitos nos imponen el tremendo desafío de continuar trabajando de manera coordinada y efectiva con ambas policías. Queremos que esta disminución se convierta en una tendencia, y para eso estamos ya ejecutando acciones de nuestro Plan Regional de Seguridad, con el que atacaremos de manera enérgica la delincuencia y promoveremos la cultura preventiva con la comunidad, fomentando la denuncia”, sostuvo la Intendenta Pinto.

La jefa regional acotó que esta disminución nos ubica entre las 5 primeras regiones con mayor baja en los ilícitos. El análisis muestra que en la zona se redujeron, principalmente,  el robo por sorpresa (24,7%), robo de vehículos (35,6%) robo con fuerza (30,7%) y robo de objetos desde los vehículos (33,9%).

Al respecto la Coordinadora Regional de Seguridad Pública, Sara Contreras, sostuvo que para alcanzar estas cifras, han influido los permanentes llamados a denunciar, además de las rondas y despliegues preventivos de Carabineros y la PDI. Eso influye en la sensación de seguridad de las personas e incide en la capacidad de prevención, por lo que también es importante la denuncia para conocer más en detalle la situación delictual. Estos reportes también los iremos complementando con la información que nos entrega el sistema táctico STOP, para poder seguir focalizando los recursos policiales, y generar un trabajo más efectivo contra la delincuencia”.

En esta línea, Carabineros también ha desplegado rondas extraordinarias para ir controlando y fiscalizando. El Coronel Francisco Opazo, Prefecto de Carabineros, detalló que durante el último despliegue “tuvimos más de 2700 controles, entre identidad y vehicular. De eso, registramos 148 detenciones, 53 por órdenes judiciales pendientes y 95 por delito flagrante”.

A esto también se suma el trabajo desarrollado por la PDI, a través de su programa Microtráfico Cero, con el que se ataca directamente los puntos de comercialización de droga a nivel barrial.